jueves, 23 enero 2020, 16:28
Miércoles, 07 Marzo 2012 23:49

El machismo hay que combatirlo en el alma… Todas a Contracorriente en Cuba

Escrito por  Maylin Alonso Chiong
Valora este artículo
(5 votos)

 

Este 8 de marzo sorprende al mundo con cifras escalofriantes: un feminicidio cada 24 horas en algunos estados de México, la violación de una mujer cada 26 segundos en Sudáfrica. Sin embargo, la articulación de proyectos en Cuba como Mujeres del ALBA y Todas Contracorriente brinda un panorama más alentador sobre la lucha por los derechos de las mujeres. Estas iniciativas, que arriban a su primer aniversario sumando a intelectuales y artistas cubanos, dejan un saldo positivo en la educación de adolescentes y jóvenes, el rescate de la memoria viva con el trabajo de mujeres relevantes en sus comunidades y la concientización de la necesidad de acabar con la violencia. A este empeño se suma el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), quien saluda el proyecto iniciado por la cantante Rochy Ameneiros y el Dr Julio César González, Coordinador de la Red Iberoamericana de Masculinidades. José Juan Ortiz, Representante de la UNICEF en Cuba comenta sobre este trabajo conjunto.

 

El machismo es una forma de cultura presente fundamentalmente en los hombres, pero también en las mujeres y entendíamos que de una vez por todas teníamos que hablar de género desde diversos puntos de vista y por tanto el apoyar esta iniciativa e intentar confluir en la campaña mundial Únete contra la violencia a la mujer que se está celebrando en todo el mundo era un buen momento. Esperamos realmente que no se quede en un evento ni en un día como el 8 de marzo, la lucha tiene que ser cada segundo, porque cada segundo están muriendo mujeres. Ese es el porqué no solo UNICEF sino todo el sistema de Naciones Unidas nos hemos involucrado al máximo.

 

¿De qué manera concreta influye este proyecto en niños y adolescentes?

 

La violencia estructural que genera el machismo sobre la mujer y los niños, nosotros lo veíamos siempre  desde el punto de vista de una agresión contra la infancia y la adolescencia. Nuestra principal  aliada en la lucha por los derechos de la infancia siempre han sido las mujeres. Veíamos la interrelación directa de la violencia contra niños y niñas y la violencia contra la mujer, que no se podían separar y que tendríamos que intentar unirla. 

 

De este modo es vital la realización de talleres que se realizó en las Escuelas de Instructores de Arte sobre violencia y música. Yo creo que esa discusión sobre todo con los adolescentes es fundamental, que sean conscientes, sobre todo en el mundo que viven, de su realidad y cómo hombres y mujeres  trasmitimos involuntariamente por unos condicionamientos culturales, estereotipos machistas que van perpetuando esa violencia, esa esencia de la violencia que es el machismo. Por tanto si acabamos con el machismo acabaremos con la violencia contra la mujer. En  eso estamos en esta campaña y para UNICEF es maravilloso ver cómo el mundo de la universidad a través de los académicos y el arte llega a institutos de adolescentes y cómo el adolescente se siente muy responsable e inmediatamente participa y proyecta también sus propias soluciones. Hay que oír  a los adolescentes para que ellos sean agentes activos de la campaña, la incorporación de los más jóvenes en la lucha contra la violencia a la mujer es vital.
 
¿Cuál es su opinión sobre la estrategia de incluir el arte y la música específicamente en esta lucha?

 

La importancia de este proyecto precisamente es que une el mundo de la música y el académico, es decir, que trabaja  con elementos teóricos de cómo combatir el machismo y la violencia contra la mujer a través del arte y en este caso de la música y quizás junto a la publicidad en el caso de los videos clip, que son espacios donde se genera una gran cantidad de estereotipos machistas y violentos contra la mujer, desde que para vender un carro tenga que salir una mujer poco menos que desnuda, ahí hay un elemento fundamental de machismo que genera una violencia considerando a la mujer como un objeto de lujo. Luego en el mundo de la música hay buena, mala o regular, cada uno tiene sus gustos culturales, pero sí hay una serie de estereotipos en el mundo del videoclip, en las letras, donde mujeres están cantando canciones y sobre todo las adolescentes que realmente son agresivas contra ellas mismas y no son conscientes, porque lo que están es repitiendo una canción de moda.
 
Yo creo que la alianza precisamente con los músicos es fundamental para erradicar la violencia, ellos como comunicadores de masas por excelencia, como artistas  con su sensibilidad pueden establecer un debate con los jóvenes que desde las instituciones  no es más difícil, porque lo ven más vertical. Yo creo que todo lo que pueden hacer los artistas es exponencial en comparación con lo que podamos hacer los organismos nacionales e internacionales, ellos tienen una entrada a través del arte que toca al alma y el machismo hay que combatirlo en el alma fundamentalmente.

Visto 3621 veces Modificado por última vez en Viernes, 09 Marzo 2012 09:10

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar