viernes, 24 mayo 2019, 06:00
Jueves, 22 Septiembre 2016 06:00

Marco Rubio: Mentir, su enfermiza devoción

Escrito por  Nicanor León Cotayo
Valora este artículo
(2 votos)

Ahora calificó de “inquietante y perturbadora” la reciente visita a Cuba del presidente de Irán, Hasan Rohani.
Fue uno de los mandatarios que participaron en la Décimo Séptima Reunión Cumbre de los Países No Alineados en la isla venezolana de Margarita.


Durante ese importante suceso diversos jefes de Estado y otros altos funcionarios elogiaron su desempeño al frente de la organización que ahora preside Caracas.


Órganos de prensa y observadores admitieron el triunfo de esta nueva Cumbre de la comunidad que agrupa a 120 naciones del mundo.


Terminado el encuentro, Rohani se trasladó a Cuba para efectuar una visita oficial.


Fue entonces cuando el ultraderechista senador floridano  desde Miami intentó rodear con un velo de misterio el encuentro de La Habana.


Sin aportar ni un solo elemento concreto llegó a insinuar que la visita tenía rasgos subversivos.


Luego, desbordando su incultura, aseguró con tono irónico que Rohani no fue allí a “disfrutar de playas, beber mojitos, o tomar clases de salsa”.

Más tarde un cable de EFE notificó este martes lo siguiente:

“Marco Rubio definió como una "mezcla peligrosamente tóxica" el eje Irán-Cuba-Venezuela, y aseveró que hay motivos para preocuparse por la visita del presidente iraní a La Habana.

Un comunicado del senador floridano expuso que su traslado a Cuba, desde donde partió hacia Nueva York, más la estancia previa en Venezuela, fue para "conspirar contra Estados Unidos y perjudicar sus intereses en el hemisferio occidental".

EFE recordó que Rubio aspira a conservar su escaño por la Florida en las elecciones del próximo ocho de noviembre.

El legislador de origen cubano también repitió su queja porque  los nuevos vuelos comerciales estadounidenses a La Habana no lleven a bordo “alguaciles aéreos".

Por último, Marco Rubio se preguntó cómo el presidente venezolano, Nicolás Maduro había sacado tiempo para atender a Rohani cuando Venezuela “se desintegra”.

Una vez más el senador floridano confundió sus deseos con la realidad, horas después que los representantes de 120 países del mundo brindaron su aval a Caracas.

Otra de sus falsedades, como cuando para garantizar su imagen electoral en Miami regó la versión de que sus padres huyeron de Cuba perseguidos por la “dictadura castrista”.

Lamentablemente para él, The Washington Post descubrió que esa historieta era falsa, pues en realidad ambos salieron de La Habana tres años antes del triunfo de la Revolución.

Ahora, de cara a su nuevo interés por afincarse en la Cámara alta, se erige en feroz enemigo de los No Alineados, sobre todo de Cuba, Venezuela e Irán.

He ahí, a la vista pública, el senador republicano Marco Rubio y su devoción  a mentir.

Visto 985 veces

Comentarios  

 
#4 Pierre 25-09-2016 21:30
Un gran payaso político, embustero, mentiroso, trata con medias palabras confundir a los electores, es casí imposible pensar a un ciudadano de EU, especial de la florida dándole su voto a este fracasado, cuando se presentó a las primarias para la presidencia de EU, no hizo otra cosa de decir falsedades, por ello fue eliminado prontamente.
El prestigio de Cuba, ni este ni ningún payaso lo puede ocultar, debe dolerle las visitas de presidentes, primeros ministros y las más recientes del primer ministro japonés y del primer ministro chino, aunando esfuerzos de conjunto en beneficio de sus paises con Cuba.
Allá los floridanos si lo vuelven elegir a un puesto en el senado, !Solavaya!
 
 
#3 pablo perez 23-09-2016 18:52
lo hicieron talco en las presidenciales cuando creia que iba a ser presidende de eu a base de sus mentiras pero el pueblo no se las trago y no salio de nada y eso que dijo que se iba a dedicar su tiempo a su trabajo privado que venga dios y lo vea al señorito el bla bla bla
 
 
#2 Elizabethcuba 22-09-2016 16:41
Más de las mismas estupideces que ni ellos mismos se creen.
 
 
#1 ulises 22-09-2016 08:18
Que mas se puede esperar de una rata como esa.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar