martes, 23 octubre 2018, 23:37
Miércoles, 10 Mayo 2017 06:55

DE CUBA, SU GENTE: Ida y vuelta

Escrito por  Diana Castaños/Especial para CubaSí
Valora este artículo
(7 votos)

Ida me cuenta que hubo una vez en su vida en que creyó en el amor. Que incluso se tatuó en la espalda All I need is love.

Entre cielo y tierra hay muchas cosas que no soñó tu filosofía, Horacio
Shakespeare



—En inglés porque es el idioma de Shakespeare, el único hombre que sí ha entendido que por amar a alguien, uno lo mismo mata que muere —me explica.


Dice que alrededor del pubis se hizo una flecha bien grande, con relleno rosa, que apuntaba hacia su vulva. Y se lo hizo así porque «no quería que sus amantes se perdieran en el camino al amor».


—El camino más directo al amor pasa siempre por mi flecha rosa —prescribe—, ¿quieres verla?


Declino. En su lugar, pregunto:


—Cuéntame… ¿crees en el amor a primera vista?


Pero mis entrevistados para esta columna siempre responden algo más de lo que les pido:


—Mi primer amor fue amor a primera vista —comienza Ida—. Por él dejé la escuela por CPT (o sea, mi universidad nocturna), mis padres, mi turno en el dentista de esa semana, mis gatos, mi Habana. Lo dejé todo y me fui a criar a sus hijos en un campo donde ellos eran lo único que había.


«Y ahí fui feliz. Mi primer amor me hacía el amor todos los días, todo el día. Tanto, que no había quien trabajara el surco, recogiera los boniatos, ordeñara las vacas, ayudara a destetar a las crías de las puercas. Y para colmo, el par de hijos de mi primer amor andaba siempre chivando y mataperreando».


—Nada, que no era el marco ideal para el amor —me explica.


Ida me pregunta si necesito foto para lo que voy a escribir sobre ella. Se ofrece de modelo, pero con la condición de que en la foto incluya la flecha rosa que le señala al pubis.


—Claro, ya mi tatuaje de la flecha no está como antes —aclara antes de mostrármelo—, porque mi primer amor me dejó embarazada y después que parí no fue lo mismo… ni mi flecha ni el amor. Porque con un nuevo niño hubo más gritería y los hijos de mi primer amor parecían cada vez más cachorros salvajes y ya no se dormían cuando les daba difenhidramina… con las pocas comidas que les preparaba. Y hubo cada vez más hambre. Hasta que un día me cansé y regresé para La Habana.


—¿Y en La Habana te estaban esperando?


—¿Quiénes?


—Tus padres, tu escuela por CPT, tus gatos, nuevos turnos con el dentista…


—Estaban ahí, pero ya no eran míos. Y no encontré sitio para el hijo de mi primer amor, que traje conmigo, ni para mí misma, con el cuerpo deforme y esta desilusión de la vida a cuestas.


Se levanta el vestido y me enseña una flecha rosa, algo descolorida y cuarteada, que le señala el pubis. No me atreví a retratarla.

Visto 2309 veces Modificado por última vez en Jueves, 11 Mayo 2017 05:57

Ahora Tania está gordísima y tiene dos niñas, también muy pasadas de peso, llenas de motonetas barrocas y algunos otros toquecillos de dudoso buen gusto, pero no siempre fue así.

Dice María de las Mercedes -con ese nombre apoteósico, infectante- que los hombres de La Habana son machistas a más no poder.

A Magdeleisis parece olvidársele que soy una periodista que le hace una entrevista para esta columna. Me habla con una intimidad excesiva.

Se llama Odette y tiene 19 años. Me dice, con cierto ademán agresivo, que existen muchas Habanas dentro de La Habana.

Comentarios  

 
#16 fefe 05-10-2017 11:42
sigo y sigo leyendo estos artículos que siempre traen una buena historia de la vida cotidiana, de esa que todos vemos pasar por el lado y muchas veces no nos damos cuenta, espero y no se termine.
 
 
#15 mayelin 12-05-2017 10:35
DIANA, DIANA Tienas muchos detractores y tambien simpatizantes me incluyo en los del segundo grupo las personas tienen que abrir su mente y permitirse entender que todo en la vida no es BLANCO Y NEGRO, y considerar que tambien existen personas así que simplifican un sentimiento tan infinito como el AMOR por las razones que sean y evidentemente esta persona del articulo que nos muestras ERA MUY APASIONADA y todo en la vida tiene un precio y ella desgraciadament e LO PAGO DE ESTO SACÓ UNA DE LAS COSAS MAS GRANDES QUE PUEDE TENER UNA MUJER, UN HIJO PARA PODER COMPENSAR LO QUE AMOROSAMENTE LE FALTO QUE SE DE POR SATISFECHA Y QUE CONTINUE LA VIDA QUE A VECES TRAE MUCHAS SORPRESAS. MUY BUENO TU ARTICULO COMO SIEMPRE HACE REFLEXIONAR.
 
 
#14 Marian 12-05-2017 10:34
no me gustó para nada este comentario, la vida es mucho mas que eso, tampoco le veo ningún sentido el tatuarse para confirmar un primer o verdadero amor. Conozco a alguien que se tatuó el nombre de su primer amor y después de eso se ha casado 3 veces, no puedo explicar cuantas cosas ha hecho para borrar o quitarse ese tatuaje y no lo ha logrado, entonces pregunto: es necesario hacer eso?, uno se enamora en el vida una sola vez? no lo creo, uno se enamora tantas veces como sea capaz de hacerlo y en dependencia de como le va en la relación.
 
 
#13 ALFRED POEM 12-05-2017 10:18
PARA DIANA CASTAÑOS...... Y TODAS LAS MADRES ASIDUAS A ESTE ESPACIO.

Tu licencia maternal,
predio de insomnios
y sacrificios,
es el jardín
donde maduran los pétalos,
de tu dulce
naturaleza de flor,
como rosa
que nunca engendra,
confusas ni traidoras
espinas,
como gladiolo
que siempre ofrece,
el más preferido
color.

14 de Mayo del 2017
Dia de las Madres
 
 
#12 rafael echevarria 12-05-2017 10:14
¿el primer amor? ¿a cuál llamamos así? al primer amor de la niñez cuando ella o él es mayor y es novio(a) de alguién cercano o cuando es la maestra(o) en la escuela, en fin. O aquel que se consume por vez primera vaya a saber uno cómo, dónde y bajo qué circunstancias pero que se logró y que permanece en la memoria de uno y que veces evocamos con tristeza, idilio, etc., muy lindo
 
 
#11 yenny 12-05-2017 09:09
YANE, jajaja que gracia me ha dado tu escrito, mima, estás molesta contigo misma por lo que tú quieres o puedes interpretar del escrito, Diana no tiene que ver con tus conflictos, es muestra de su arte lo que provoca en ti.
Esta es una de la secciones más increibles de CUBASÍ, anda y pasa la semana próxima aunque no te dejes ver... vale la pena!!!
Saludos.
 
 
#10 manolito1386 11-05-2017 13:10
Volvemos al tema del amor centro de toda energía universal sentimiento que le pone alas aun cerdo e ilumina una noche estrellada, cuando usted asume cierto compromiso es a cuenta y riesgo debe hacerse responsable de lo que su devenir causar le falta eso a la historia no valen arrepentimiento s una vez consumado el hecho no le puede provocar llanto lo que una vez fue felicidad sarna con gusto no pica y si pica no mortifica , nadie obliga a nadie y siempre se puede arrancar de cero…..
 
 
#9 yane 11-05-2017 11:01
DIANA: ya no sé para q me tomo tiempo en leer tu columna, esta fue la última vez, pq siempre tus protagonistas son personajes negativos?? tener sexo todo el día perfecto, pero la parte de darle antistamínicos a los niños pa poder seguir en lo suyo irresponsabilid ad total
 
 
#8 Inye 11-05-2017 09:01
Bueno, realmente no voy a repetirme, porque en verdad coincido con Guillermo y Alfredo Poem, solo agregar que la historia me gustó, o sea, narrativamente, es muy buena, en fin me gustó, pero... sigue el temita de quien no asume reponsabilidade s, preocuándose solo de si misma, de su egoismo e inconciencia, a pesar de haber elegido ser madre, primero adoptiva y luego madre real. Creo que el mensaje está claro Diana, tienes un miedo que te mueres por comprometerte con lo que significa ser madre.
 
 
#7 ALFRED POEM 10-05-2017 14:25
El sentimiento del primer amor de Ida..... puede haber sído verdadero..... pero su perfíl para valorar la vida..... fué bastante estrecho...... y carente de inteligencia... .... al no ceder espacio para comprender..... . que la vida es algo maravilloso.... .. que no está compuesto...... por una sola cosa.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar