sábado, 21 septiembre 2019, 03:05
Jueves, 16 Mayo 2019 05:53

Piropos cubanos: ¿acaso un acoso?

Escrito por  Vladia Rubio / CubaSí
Valora este artículo
(11 votos)

Si ella cocina como camina... no le anuncies lo demás. Se ha repetido que los piropos son parte de la identidad del cubano, pero en verdad constituyen malas prácticas aprendidas y aprehendidas, según expertos.


«Si yo hago el trayecto al trabajo sin que se hayan metido conmigo y sin que me hayan dicho al menos un solo piropo, cuando llego tengo ganas de llorar porque eso quiere decir que estoy mal, muy mal».

Carmen Cifuentes, de 29 años, técnico medio, se confiesa con CubaSí y remata tal declaración con una risa de sus rojísimos labios.

Pero la también técnico medio Yudelis Gómez, con 28 años, ve el asunto totalmente diferente:

«Cuando yo salgo para el trabajo y aquel y el otro se me enciman para decirme no sé qué, yo lo único que quisiera es ser hombre para meterles un empujón. ¿Por qué casi se me tienen que tirar arriba para preguntar “qué hora es, mamita”? Seguro que a un hombre no le hacen así la misma pregunta».

El informe Rompiendo moldes: Transformar imaginarios y normas sociales para eliminar la violencia contra las mujeres, dado a conocer el verano pasado por Oxfam, una confederación internacional de 19 organizaciones que trabajan en más de 90 países y que preparó el documento de conjunto con el Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales (CLACSO), revela muy interesantes realidades, a propósito del acoso y la violencia contra las mujeres.

Cuba, junto a Bolivia, Colombia, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua y República Dominicana, fue uno de los países donde, en general, aplicaron 4 mil 731 encuestas a mujeres y hombres jóvenes de 15 a 25 años, entre marzo y abril de 2017.

Los resultados revelaron la existencia de un conjunto de imaginarios y normas sociales traducidos en comportamientos que confirman cómo en la región el acoso callejero limita a las mujeres el uso y disfrute de espacios públicos, sesgando el desarrollo y autonomía de las jóvenes.

Decir piropos y silbar a una mujer en la calle es normal para el 75% de los muchachos de 15 a 25 años entrevistados. No obstante, República Dominicana se lleva las palmas en este apartado: un 84% de los hombres entre 15 y 19 años encuestados allí admitió que sus amigos piensan que están en el derecho de decir piropos a una mujer.

El informe también comprobó que, como tendencia en el imaginario masculino, «los cuerpos de las mujeres deben ser apropiados, nombrados, señalados y criticados».

Dicho estudio igual revela que se culpa a la mujer por su forma de vestir, que supuestamente la hace merecedora de piropos y otros comentarios. Del total de encuestados en los siete países, siete de cada diez jóvenes de 15 a 19 años «creen que una mujer decente no debe vestirse provocativamente ni andar hasta tarde en las calles». Seis de cada diez mujeres de esas mismas edades opinan lo mismo.

El citado informe igual refiere que «existe una creencia que justifica la violencia sexual, al sostener que las mujeres, cuando dicen NO, en realidad quieren decir SÍ».

Un 65% de los muchachos entre 15 y 19 años interrogados está convencido de que así son las cosas, en tanto el 87% estima que los hombres tienen mayor deseo sexual que las mujeres.

Aunque no es ni remotamente comparable con las estadísticas de violencia contra la mujer en otras naciones donde, por ejemplo, el feminicidio se hace amplios espacios y enluta familias y comunidad, Cuba es también escenario de manifestaciones de violencia contra la mujer.

En cuanto a las relaciones entre hombres y mujeres, la violencia psicológica es la modalidad más extendida, y el hogar se erige en el escenario privilegiado para acoger esa manifestación, con 68,1% del total de los casos.

Y en las calles, aunque la costumbre parece haber acuñado lo contrario, aquel que piropea a una muchacha en contra de su voluntad, cayéndole atrás, invadiendo su espacio personal, la está acosando, aunque solo la rodee de bonitas palabras.

Si el otro le exige que lo mire, que atienda a sus halagos, «que no se haga la de los viajes largos», igual la acosa.

En vez de justificarlos con argumentos de identidad o de la originalidad y gracia del cubano, mejor sería recordarles: «El acoso te atrasa», o convocarlos: «Evoluciona». Al menos, esas fueron exhortaciones en la campaña cubana por la no violencia contra las mujeres el pasado año.

No habría que esperar a una nueva campaña, a que el 25 de cada mes se celebre el llamado Día Naranja, ni tampoco al Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, el 25 de noviembre. Cualquier día del año, cualquier momento es bueno para hacerle lugar al respeto y para espantar la violencia.

Visto 1097 veces Modificado por última vez en Lunes, 20 Mayo 2019 07:47

Comentarios  

 
#11 alexander 21-05-2019 12:07
Como con todo en Cuba, ¿a veces? nos pasamos. Estoy muy de acuerdo con "Jorgito el curioso". "...sí es piropo, es elegante, lindo, armonioso, inteligente, sorpresivo..." hay que tener mucho cuidado pues ni Cuba es Francia, ni los cubanos somos ingleses. No estoy de acuerdo con faltas de respeto, educación y agresión que se ven por ahí, pero no se puede interpretar todo como un acoso. Si pasa una mujer y me gusta su exterior, la voy a mirar, si estoy de animo o es tan deslumbrante le voy a decir un piropo y si me interesa (ahora no pues estoy casado) trataré de insinuarle mis intenciones. Todo con respeto. De su parte está con respeto tambien, rechazar hasta mi mirada. Mi posición no puede ser descargar mi frustración con ella. En fin que no tan negro, no tan blanco, sino la demografía en Cuba no se recupera nunca.
Algunos preguntan si yo me sentiría bien con mujeres diciéndome piropos. Quitando el hecho de que personalmente lo tomaría como una broma, sí me gustaría que me celebraran, sin faltarme el respeto.
Hay quien no le gusta, perfecto, dígalo y ya. No valore a los demás por su deseo personal.
 
 
#10 Omar Tase Rodriguez 18-05-2019 12:10
Es una falta de respeto a la MUJER cubana.
El hombre que ofende a la mujer se ofende el mismo.
 
 
#9 Baby 17-05-2019 13:39
Es muy bonito que te digan algo agradable, con respeto, lo dificil es que sea todo lo contrario, groserias, casi se tiran encima de ti, y los hay que todos los dias te velan para la misma letanía, ya eso raya en el acoso porque creanme es bastante desagradable, son muy pocos los hombres hoy en dia que se comportan, y si tu les contesta con algo que a ellos no les guste preparate porque ahi mismo te ofenden y al final no estas tan linda ni tan buena, etc........
 
 
#8 Diana *** 16-05-2019 14:58
Que bien q se toca el tema , si es verdad q es muy agradable q te digan algo bonito delicado y sin ofensas, pero en estos tiempos ya eso casi q ni existe , en lo personal prefiero traer audifonos siempre q salgo a la calle cuando no voy con mi esposo, y asi me evito pasar por momentos desagradabels ,, DEBERIA EXISTIR UNA LEY Q PENALIZARA ESE ACOSO PUES PARA MI ESO ES LO ES....
 
 
#7 Darío 16-05-2019 12:58
Rechazo toda manifestación de violencia y de grosería, no obstante considero que no podemos extralimitarnos en las restricciones porque estamos limitando la socialización en todos los frentes y estamos tomando ejemplo de sociedades excluyentes, en que no existe la menor intención de compartir nada con el prójimo, o la prójima...
 
 
#6 Irmara 16-05-2019 12:19
Estamos hablando de los piropos, no de regueton, y Depende de la canción, hay algunas que tienen sentido, La historia de una mujer que ha sufrido desengaños y ya no quiere más, el estribillo de una... DICE QUE MÁS NADIE VA A MERTIRLE, QUE ELLA ES LA QUE VA DECIR MENTIRA, QUE ELLA NO ESTA, PARA MALTRATAR AL CORAZÓN, Y QUE EL TIEMPO QUE SE VA , PA ATRAS NO VIRA.... Y hay muchas más que no están tan feas...... besos
 
 
#5 Chucho 16-05-2019 10:20
Y hablando de groserias, puede haber algo mas grosero que las canciones de regueton que tiene que soportar ademas de las mujeres, los hombres los niños y las mujeres. La sociedad en general, en cualquier parte. No veo a las "feministas" muy preocupado por eso. Debe ser por la aceptación que el llamado genero urbano, que debería llamarse genero grosero-sexual, tiene en el mundo entero
 
 
#4 Jorgito el curioso 16-05-2019 10:18
en mi opinión, ´sí es piropo, es elegante ,lindo, armonioso, inteligente,sor presivo....lo otro es mucho de lo que hay hoy, tremenda vulgaridad en todos los ordenes ,esferas,y escalas y los que estan en esa cuerda...les aseguro, por la bolsa del canguro, que no saben de Cubasi.cu.....j aja sldss...ahh, y un beso candente ,en la frente, de despedida....qu e tal??
 
 
#3 Irmara 16-05-2019 09:43
Buenos, pues olvidando a las personas mal intencionadas, groseras , pobres en espíritu, envidiosas, para mi los piropos, son algo lindo, a mi siempre me tratan de niñita, de muñeca, de nene, de cuando caminas te crees que eres la eres, así me decía mi abuela EVA, y eso que ya soy madurita pero elogio al que me trata con ese cariño....
 
 
#2 REA 16-05-2019 09:05
Estoy en contra del acoso sexual. Estoy en contra de piropos vulgares y groseros. Estoy en contra de manifestaciones sexuales públicas y explícitas que varias de nuestras cubanas sufren hoy. Pero creo y defiendo que un piropo bonito, decente, inteligente, ingenioso y hasta con su pizca de humor es una gentileza entre cubanos(muy poco pero existe el piropo de las féminas a los hombres) y ellas lo merecen y disfrutan aún cuando no te premien con una sonrisa. Yo defiendo no perder el piropo. Cómo vamos a privar a una dama de escuchar que le digan: "Y decían que a la Venus le faltan los brazos".
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar